¿Cómo se configura la determinación de la pena por coeficiente intelectual? [Recurso de Nulidad N° 2820-2017, Lima Norte]

0
56

RECURSO DE NULIDAD N.° 2820-2017 LIMA NORTE

Rebaja de pena

Sumilla. Dada las condiciones personales del  procesado, y habiendo sido utilizado al  momento de los hechos para la comisión del  evento; corresponde rebajar prudencialmente  la pena impuesta.

Lima, diecisiete de octubre de dos mil dieciocho  

VISTO: el recurso de nulidad  

interpuesto por el procesado Crisanto Bernardo Valverde Bedón contra  la sentencia del treinta y uno de octubre de dos mil diecisiete (folio  cuatrocientos sesenta y nueve) que lo condenó como autor del delito  contra el patrimonio en la modalidad de robo agravado, en perjuicio de  Aurora Elisa Tarazona Espinoza, a seis años de pena privativa de libertad  y fijó en mil soles el monto que por concepto de reparación civil deberá  abonar a favor de la entidad agraviada.  

Intervino como ponente el señor juez supremo Castañeda Espinoza.

CONSIDERANDO

PRIMERO. AGRAVIOS FUNDAMENTADOS POR EL IMPUGNANTE

El procesado, en su recurso de nulidad (folio cuatrocientos noventa y dos),  alega que la sentencia recurrida afectó la observancia al debido  proceso y la tutela jurisdiccional efectiva, derechos contemplados en el  artículo ciento treinta y nueve de la Constitución Política del Estado, y  señala:  

1.1. A nivel policial no se le permitió contar con el asesoramiento de un  abogado de su elección, así como tampoco se llamó al defensor  de oficio, pues la presencia del fiscal no resulta suficiente para  garantizar el derecho de defensa.  

1.2. Si bien no se realizó el examen toxicológico, dosaje etílico, obra en  autos el oficio N.° 368-15-Región Policial-L.DIVTER-N2-CP-DEINPOL (folio ciento trece), por el cual se solicitó la realización del mismo, lo  cual prueba que el día de los hechos era evidente su estado de  ebriedad, de lo contrario no se hubiera ordenado.  

1.3. La recurrida no merituó su condición personal, pues adolece de  retardo mental leve, ya que si bien su edad cronológica es de  veintiséis años; sin embargo, las pericias sicológicas lo ubican en  una edad de cinco a seis años de edad, lo que acredita con la  constancia e informe sicológico expedido por la directora del  Centro Educativo Básico-Especial-Tahuantinsuyo (folio noventa y  nueve) y el Informe Psicológico N.° 670-15 (folio doscientos noventa y  dos), expedido por el Departamento de Psicología del Hospital  Nacional de Salud Mental Honorio Delgado-Hideyo Noguchi, los  que concluyen presenta un retardo mental leve. 

1.4. Obra en autos el Protocolo de Pericia Psicológica N.° 026907-2017- PSC, ordenado por la Sala Superior para determinar la edad  mental del recurrente, así como la existencia de un posible retardo  mental (folio cuatrocientos doce); examen que concluye: edad  mental de seis años y seis meses, y en cuanto al coeficiente  intelectual lo ubica en la categoría de retardo mental leve.  

1.5. Todo ello, permite establecer de manera meridiana que por su  condición mental resulta ser una persona vulnerable, de modo  que la sentencia expedida con carácter de efectiva no solo  afectaría o agudizaría su estado mental sino que podría amenazar  y/o afectar su integridad física.

SEGUNDO. IMPUTACIÓN FÁCTICA 

Conforme con la acusación fiscal (folio doscientos cincuenta y cuatro), se  incrimina al encausado Crisanto Bernardo Valverde Bedón haber  actuado en concierto de voluntades con división funcional de roles, con  un sujeto no identificado, conocido con el apelativo de Cucharita, para apodarse ilegítimamente de bienes de propiedad de la agraviada  Aurora Elisa Tarazona Espinoza, empleando para ello amenaza (Vis  compulsiva)1, al utilizar su copartícipe un arma de fuego para intimidar a  la agraviada y, de ese modo, vencer su resistencia. El hecho ocurrió el  uno de marzo de dos mil quince, a las veintiún horas con cuarenta  minutos, aproximadamente, cuando la agraviada atendía su bodega  ubicada en la avenida Veinte de Diciembre N.° 450-Payet, distrito de  Independencia, en compañía de su sobrino Royce, pues  repentinamente ingresó al establecimiento el encausado acompañado  de un sujeto no identificado, quien apuntó con un arma de fuego a la  agraviada, en tanto Valverde Bedón se dirigió al mostrador de la tienda  y sacó una caja de madera que contenía el dinero producto de las  ventas del día (dos mil soles) y se la entregó al sujeto desconocido, el  mismo que se dio a la fuga en forma inmediata abordo de un vehículo  que lo esperaba, mientras que el encausado fue aprehendido por los  clientes de la bodega, al haberse quedado atascado en el mostrador,  para posteriormente ser conducido a la dependencia policial. 

TERCERO. FUNDAMENTOS DE LA SENTENCIA RECURRIDA

Existen medios probatorios plurales concurrentes, que se hallan  interrelacionados entre sí y tienen virtualidad de constituirse en medios  de prueba indubitables, que acreditan la hipótesis incriminatoria del  Ministerio Público. El acusado, al momento de los hechos, era una  persona mayor de edad, lo que se halla confirmado con la Pericia  Psiquiátrica N.° 037274-PSG, ratificada por el perito siquiatra Víctor  Guzmán Negrón en audiencia del diecinueve de octubre de dos mil  diecisiete, donde además ha señalado que no tiene ningún tipo de  alteración de carácter sicótico, no se encuentra apartado de la  realidad; es decir, tiene capacidad para poder distinguir y darse cuenta  de las consecuencias relacionadas con los actos que realiza, pero en  cuanto a su personalidad este tiende a apartarse de las normas sociales  generales.  

(…)

Descargue la resolución completa aquí: