¿Cómo tramitar un “divorcio rápido”?

0
230
Cómo tramitar un “divorcio rápido

Conoce cómo tramitar un «divorcio rápido» en este artículo. Ingresa gratis ¡AHORA!

¿En qué consiste un «divorcio rápido»?

El “Divorcio Rápido” o Procedimiento no contencioso de Separación Convencional y Divorcio Ulterior (Ley 29227) es el procedimiento que permite a una pareja cesar los vínculos matrimoniales en el plazo promedio de 2 a 3 meses.

Dicho proceso se puede realizar en municipalidades tanto provinciales como distritales. Asimismo, en notarías de la jurisdicción correspondiente al último domicilio donde se vivió con la pareja o donde se contrajo Matrimonio Civil.

El procedimiento de “divorcio rápido” atraviesa dos etapas:

  • Separación Convencional: Implica el trámite documental para obtener el divorcio matrimonial. Puede durar unos 30 días a más. En este sentido, una vez culminado este primer paso los cónyuges pueden ser declarados separados, pero todavía se mantiene el vínculo matrimonial.
  • Divorcio Ulterior: Se solicita pasados 2 meses de obtenida la Separación Convencional. Para ello se adjuntando el acta o resolución de la separación y otros documentos. Dura unos 15 días o más. Una vez culminado este último proceso, el vínculo matrimonial se da por terminado o disuelto.

Requisitos para tramitar un «divorcio rápido»

  • La pareja debe estar de acuerdo con separarse y divorciarse (mutuo acuerdo).
  • Que hayan transcurrido 2 años o más desde su Matrimonio Civil.
  • Si hay hijos menores de edad o mayores con discapacidad, debe estar resuelto todo lo relacionado con la patria potestad, alimentos, tenencia, visitas, curatela.
  • No tener bienes en común (sociedad de gananciales). Si los hubiera, deben haber resuelto lo concerniente al régimen patrimonial con la debida inscripción en Registros Públicos.

¿Dónde tramitar un «divorcio rápido»?

  • La notaría que elijas debe estar en la jurisdicción en la que te casaste de manera civil o fue el último domicilio conyugal. En ese caso se trataría de un Divorcio Rápido Notarial.

Algo más

El matrimonio así como el divorcio requieren procesos que deben respetarse. Por esta razón, es importante reflexionar sobre la persona con quien realmente queremos casarnos para toda la vida.