Violación sexual – Motivación de la prueba

0
757
Violación sexual

Loading

RECURSO CASACIÓN N.° 552-2019/CAÑETE

Sumilla: 1. El motivo de casación por violación de la garantía de motivación, por la propia naturaleza de medio de impugnación en sentido estricto del recurso de casación y de su carácter extraordinario, no es de recibo realizar un examen independiente o autónomo de la prueba actuada y reemplazar la valoración del material probatorio realizada por los jueces de mérito. Solo corresponde a esta Sala de Casación examinar si la motivación ha sido completa, suficiente, clara, precisa, terminante y, respecto de las inferencias probatorias, si fue racional (acatamiento u observancia de las leyes de la lógica (identidad, no contradicción, razón suficiente y tercero excluido), las máximas de la experiencia y los conocimientos científicos. 2. La motivación de la sentencia de vista es patentemente defectuosa. Es incompleta porque no analizó extensamente la pericia psicológica y el mérito de lo inmediato de la denuncia. Es insuficiente porque lo que expuso no permite entender que cumplió con el principio lógico de razón suficiente; es decir, explicar acabadamente la presencia de un error de tipo y con base en la prueba actuada. Es irracional porque vulneró las máximas de la experiencia para aquilatar el error de tipo y no tuvo en cuenta todo lo sucedido, en función a la partida de nacimiento de la niña, a lo inmediato de la denuncia y a la propia conducta del imputado, quien pese a la necesidad de explicaciones prefirió guardar silencio. Nada indica, como presupuesto, un enamoramiento previo o una relación de amistad o personal al punto de sostener relaciones sexuales libre y consentidamente. 

SENTENCIA DE CASACIÓN

Lima, dieciocho de noviembre de dos mil veinte  

VISTOS; en audiencia privada: el recurso de casación

por vulneración de la garantía de motivación interpuesto por el señor FISCAL SUPERIOR  DE CAÑETE contra sentencia de vista de fojas ciento treinta y siete, de seis de  febrero de dos mil diecinueve, que confirmando la sentencia de primera  instancia de fojas cincuenta y dos, de diecisiete de septiembre de dos mil  dieciocho, absolvió a Gustavo Edinson Tadeo Contreras de la acusación fiscal  formulada en su contra por delito de violación sexual de menor de edad en  agravio de L.K.R.Q.; con todo lo demás que al respecto contiene.  

Ha sido ponente el señor SAN MARTÍN CASTRO.

FUNDAMENTOS DE HECHO

PRIMERO. Que el señor Fiscal Provisional del Primer Despacho de la Fiscalía  Provincial Penal Corporativa de Mala por requerimiento de fojas once del  expediente judicial formuló acusación contra Gustavo Edinson Tadeo Contreras por delito de violación de la libertada sexual de menor de edad, en  agravio de L.K.R.Q.

El Juzgado de Investigación Preparatoria de Mala dictó el auto de  enjuiciamiento de fojas veinticinco, de dieciocho de abril de dos mil dieciocho.

El Primer Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial de Cañete, tras el juicio  oral, público y contradictorio, con fecha diecisiete de septiembre de dos mil  dieciocho, dictó la respectiva sentencia de primera instancia de fojas cincuenta  y dos, que absolvió a Gustavo Edinson Tadeo Contreras de la acusación fiscal  por la presunta comisión del delito de violación de la libertad sexual de menor  de edad en agravio de L.K.R.Q.  

Contra esta sentencia el señor Fiscal Provincial interpuso recurso de  apelación [fojas ciento dieciséis, de dieciséis de octubre de dos mil dieciocho],  concedido por auto de fojas ciento veinte, de dieciocho de octubre de dos mil  dieciocho.

SEGUNDO. Que la Sala Penal de Apelaciones de la Corte Superior de Justicia de Cañete, previo trámite impugnativo, emitió la sentencia de vista de fojas  ciento treinta y siete, de seis de febrero de dos mil diecinueve. Ésta, confirmó  la absolución a Gustavo Edinson Tadeo Contreras de la acusación fiscal  formulada en su contra por delito de violación sexual de menor de edad en  agravio de la menor L.K.R.Q.  

Contra la referida sentencia de vista el Fiscal Superior de la Primera Fiscalía  Superior Penal de Cañete interpuso recurso de casación.

TERCERO. Que se imputó al acusado Tadeo Contreras, conforme a la  acusación fiscal de fojas once, lo siguiente:

  1. El día diez de diciembre de dos mil dieciséis, como a las catorce horas, la  agraviada L.K.R.Q., de doce años de edad, acudió a una reunión en la Casa  de Religiosas de Santa Ana, ubicada en la calle Ciprés en el distrito de  Mala – Cañete, donde se realizaría un compartir con los niños del lugar y  la dejó su madre, Mariza Valeriana Quispe Caycho De Ruiz.
  2. Siendo las catorce horas y treinta minutos aproximadamente, la agraviada  salió de dicho lugar con la finalidad de realizar una compra. En estas  circunstancias la jalaron del brazo y al voltear se percató que el autor fue  el acusado Gustavo Edinson Tadeo Contreras, quien tiempo atrás la había  contactado por Facebook. El citado imputado le preguntó si era Lady Ruiz  y si quería ser su amigo, a la vez que la sujetó fuertemente del brazo y  muñeca, y a la fuerza la condujo por espacio de diez a quince segundos  aproximadamente.  
  3. Acto seguido el imputado Tadeo Contreras obligó a la agraviada L.K.R.Q.  a subir a un mototaxi. Primero se dirigieron a un local donde vendían vino,  donde bajó el acusado, mientras la niña, debido a la fuerza que se había  empleado contra ella y al temor que tenía en esos momentos, quedó paralizada. Empero, cuando pretendía bajar del mototaxi retornó el  acusado y prosiguió la marcha del vehículo menor.
  4. Al llegar al Hospedaje “Flores”, ubicado frente al Colegio Encinas de la  ciudad de Cañete, el imputado le dijo a la agraviada que bajara y caminara  normal, lo que le causó temor a la agraviada por la mirada y la expresión  de su rostro, así como porque todo el tiempo la sujetaba de la muñeca. El  imputado hizo entrar a la agraviada al Hostal, quien por temor no dijo nada  a la persona que los atendió, y luego la subió al segundo piso y la hizo  ingresar al cuarto número cuarenta y dos.  
  5. A continuación, el acusado Tadeo Contreras sacó el vino que había  comprado y obligó a la agraviada L.K.R.Q. a tomar un pequeño vasito, y  luego la tiró contra la cama, donde le empezó a tocar sus pechos, le sacó la  ropa y prendas íntimas, pese a que la agraviada le reclamó que era menor y  que tenía doce años de edad. El imputado continuó con sus actos lúbricos,  le tocó sus partes íntimas y le introdujo el pene en su vagina y ano. Estas  escenas violentas duraron aproximadamente una hora. 
  6. Después el acusado Tadeo Contreras se retiró del hotel, no sin antes  amenazar verbalmente a la menor para que se quede en la habitación hasta  el día siguiente. Ella permaneció en la habitación toda la noche. En horas  de la mañana del día siguiente, como a las nueve de la mañana, llegó el  encausado y la despertó, a la vez que le exigió que guarde silencio de lo  ocurrido porque le podía pasar algo a ella o a su familia.
  7. La menor L.K.R.Q. una vez que pudo salir del Hostal se dirigió a su casa y  no dijo nada de lo sucedido, hasta el día siguiente en que comunicó a sus  padres lo que le había pasado, por lo que se interpuso la denuncia  correspondiente.  

(…)

Descargue la resolución completa aquí: